Tarta Sacher con mermelada de Naranja amarga

Si os gustan las tartas de chocolate, seguro ya habéis oído hablar de esta tarta rellena de mermelada de naranja.

La tarta Sacher es de origen austríaco tiene dos placas de bizcocho de chocolate mojadas con almíbar y rellenas de mermelada de albaricoque o ciruela.

Perfectamente, la tarta sacher se puede sustituir o mezclar con mermelada de naranja amarga o mermelada de pomelo. Para los paladares más osados es un bocado maravilloso el contraste de sabores que se desprende al degustar lo dulce con el toque ligeramente ácido y amargo.

Ingredientes

Tarta Sacher
Ingredientes básicos

Bizcocho

Preparar un bizcocho de forma tradicional tomando como referencia estos ingredientes

  • 50 gramos de cacao puro
  • 140 gramos de harina para bizcocho
  • 150 gramos de azúcar
  • 4 huevos
  • 100 gramos de mantequilla
  • un pellizco de sal

Relleno

Mermelada de naranja amarga o mermelada de pomelo. Si se prefiere un sabor más suave puede utilizarse la mermelada de naranja o mandarina.

Almíbar

  • 300 gramos de azúcar
  • 100 gramos de agua
  • 50 gramos de ron o de licor
  • zumo de medio limón

Cobertura de chocolate

Prepara chocolate caliente espeso tomado como referencia estas cantidades

  • 160 gramos de chocolate para fundir
  • 50 gramos de mantequilla
  • 60 gramos de agua

 

Tiempo necesario: 1 hora y 30 minutos.

Preparación Tarta Sacher

  1. Cortar. Cortamos horizontalmente el bizcocho de manera que queden tres partes y las reservamos.
  2. Prepararemos el almíbar. Mezclando en un cazo los ingredientes durante unos 10 minutos a 100 grados.
  3. Preparamos la cobertura de chocolate. Mezclando los ingredientes en un cazo a fuego medio, removiendo continuamente hasta que se quede una mezcla homogénea
  4. Tomamos la parte inferior del bizcocho. La mojamos con el almíbar y rellenamos con una capa de mermelada. Luego montamos la segunda capa de bizcocho y repetimos la operación.
  5. Añadimos la capa superior del bizcocho. Para finalizar, la cubrimos dejando caer el chocolate por encima y por los laterales de la tarta.

Notas:

  • El bizcocho podemos tenerlo preparado del día anterior.
  • La tarta estéticamente queda más presentable si el molde del bizcocho es desmontable.
  • La tarta sacher admite variaciones a gusto del consumidor, ya que puede estar más humedecida de almíbar, más rellena de mermelada o con más proporción de chocolate.

Nuestra receta es sencilla de elaborar, y si no disponemos de mucho tiempo el bizcocho se puede comprar y solamente tenemos que cortar y rellenar.

tarta sacher con mermelada de naranja

¡La versión de el Comidista también tiene muy buena pinta!

Seguro que gusta a todos los amantes del chocolate. Buen provecho!

Deja un comentario